fbpx
Top

Estas son las 3 industrias más vulnerables a fraudes digitales

fraudes digitales

Estas son las 3 industrias más vulnerables a fraudes digitales

El crecimiento de los sectores fintech y del comercio electrónico se ha visto amenazado por la intensidad de los fraudes digitales. Hasta la primera mitad de 2021, en México se registraron 2 millones 745 mil 738 fraudes digitales.

 

En los últimos dos años casi todos los sectores e industrias, desde la educación hasta el comercio, se vieron obligados a transitar hacia modelos de operación completamente digitales. Este proceso de transformación trajo consigo retos que van más allá de la digitalización y la alfabetización tecnológica. En el nuevo contexto aumentaron los riesgos de fraudes digitales, así como de ciberataques a empresas.

De acuerdo con datos de la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (CONDUSEF) hacia el segundo trimestre de 2021, en México se reportaron 2 millones 745 mil 738 fraudes cibernéticos, de los cuales 89 mil 324 corresponden al rubro de operaciones por Internet de personas físicas.

LEE TAMBIÉN: América Latina y el desafío de combatir el fraude en un mundo digitalizado

Aunque la cifra significó una caída de 5% con respecto al mismo periodo del año anterior, la incidencia de los fraudes digitales sigue siendo preocupante y es un problema que puede tener grandes repercusiones en los próximos años. El monto reclamado por fraude cibernético durante el periodo mencionado ascendió a 6 mil 532 millones de pesos (mdp), de los cuales 2 mil 973 mdp corresponden a comercio electrónico, mil 191 mdp a banca móvil, mil 968 mdp a operaciones por internet de personas físicas y 400 mdp a operaciones por internet de personas morales.

“Los cambios que se vieron en los últimos dos años han dejado muy en claro cuál es la importancia de poder detectar fraudes digitales a tiempo. La sofisticación de las amenazas ha llevado a las empresas a entender con claridad cuál es el costo de estas acciones y por qué se debe tener estrategias claras de prevención para mitigar posibles riesgos”, apunta José Andrés Chávez, CEO y cofundador de Bayonet, plataforma de prevención de fraudes y optimización de pagos electrónicos.

En 2022 continuarán las tendencias actuales de digitalización, por lo que es importante conocer cuáles serán las tres industrias más vulnerables ante los fraudes digitales.

De acuerdo con Bayonet, estos sectores deben replantear sus estrategias y mecanismos de detección de fraude o tecnologías de autenticación de identidad, para contar con planes de acción efectivos que les permitan sortear dichas amenazas.

Mastercard

Las fintech y sus desafíos de seguridad

El ecosistema fintech es uno de los de mayor crecimiento en México en los últimos años. El último reporte de 2021 Fintech Radar de Finnovista reveló que existen más de 512 empresas de esta industria en el país. Esto representó un crecimiento anual de 16% en relación con 2020. De acuerdo con datos del reporte Fintech in Latin America. The State of the Ecosystem de Latam Fintech Hub, durante el año pasado se invirtieron al menos mil 72 millones de dólares en este sector en la región de Latinoamérica.

El crecimiento acelerado de este sector en los últimos años, su operación completamente digital, además del manejo constante de dinero y transacciones convierten a este sector en un blanco ideal para fraudes digitales. Las fintech, forzosamente, tendrán que invertir en sistemas de ciberseguridad y detección de amenazas para protegerse y proteger a sus usuarios.

Comercio electrónico, certeza para negocios y clientes

El comercio electrónico, o e-commerce, es uno de los sectores que más han crecido durante el último par de años. Sin embargo, este desarrollo exponencial también ha estado acompañado de nuevos desafíos en materia de seguridad. Para 2022 este sector tendrá que redoblar esfuerzos para proteger tanto a sus negocios como a sus clientes.

El e-commerce es uno de los sectores que están mayormente expuestos a fraudes en línea. Los contracargos son una de las amenazas más comunes que afrontan este tipo de comercios. Este año el sector tiene que fortalecer sus sistemas de detección de este tipo de amenazas y realizar análisis en conjunto con otros jugadores del ecosistema.

LEE TAMBIÉN: Pandemia aceleró volumen de denuncias de fraude digital en México

“La expansión del comercio electrónico también ha implicado un terreno fértil para que usuarios encontraran formas de llevar a cabo fraudes digitales que cada vez son más sofisticados y difíciles de detectar. Este sector pierde millones de dólares al año tanto por fraude como por costo de oportunidad. Es necesario que el gremio haga un esfuerzo colectivo para combatir estas amenazas”, apunta Chávez de Bayonet.

Prestamistas digitales, uno de los sectores afectados

El avance del proceso de transformación ha impulsado nuevos modelos de negocio y también ha cambiado la manera en que las personas se acercan y adquieren servicios. Los lenders o prestamistas digitales son actores, que junto a otros como fintech y neobancos, han ganado relevancia en la nueva normalidad ya que permiten que usuarios no bancarizados puedan acceder a productos financieros, que en el caso de los lenders son préstamos en efectivo.

Este sector enfrenta diversas amenazas inherentes al ecosistema digital como robo de identidad, secuestro de datos o ransomware. Es imprescindible que esta industria implemente herramientas eficientes para conocer mejor a sus potenciales clientes, calificarlos y poder ofrecer sus productos y servicios. Asimismo, es fundamental que los lenders incorporen o mejoren sus sistemas de seguridad y procesos de validación de identidad.

Entusiasta seguidor de la tecnología y las innovaciones que cambian el mundo. Director Editorial y COO en The HAP Group.