fbpx
Top

Observatorio Rubin se asocia con Google Cloud

observatorio

Observatorio Rubin se asocia con Google Cloud

La primera plataforma de datos basada en una nube ampliará las capacidades del Observatorio Rubin y ayudará a la comunidad científica a obtener mayor información.

Google Cloud anunció que el Observatorio Vera C. Rubin ha firmado un acuerdo de tres años para almacenar su Instalación de Datos Provisionales (IDF por sus siglas en inglés) en la plataforma de la nube de Google. Esta colaboración marca el comienzo de una nueva era en la computación científica a gran escala y que incluye grandes flujos de trabajo astronómicos en la nube.

Hasta que el telescopio entre en funcionamiento en 2023, el IDF recopilará datos astronómicos, o “datos previos al estudio”, para preparar al equipo de operaciones de Rubin y a la comunidad científica para la llegada del estudio completo. El observatorio está ubicado en Cerro Pachón en la Región de Coquimbo, Chile, debido a su privilegiada ubicación geográfica para observaciones y descubrimientos astronómicos.

Este acuerdo marca la primera vez que una instalación de datos basada en una nube es utilizada en esta magnitud para astronomía. El IDF de Rubin procesará datos astronómicos recolectados por el Observatorio en su fase de comisionamiento y entregará estos datos disponibles a cientos de usuarios y usuarias en la comunidad científica previo al Estudio de Legado del Espacio y Tiempo para la Posteridad, una investigación planificada de 10 años sobre el cielo del Hemisferio Sur. Este set de productos e imágenes de 500 petabytes de LSST, será utilizado para contestar las preguntas más críticas sobre la estructura del Universo, su evolución y los objetos en éste.

Una infraestructura establecida y confiable en la nube

“Estamos muy contentos de trabajar con Google Cloud en este proyecto”, señala el director interino de Operaciones del Observatorio Rubin, Bob Blum. “Al utilizar una infraestructura establecida y confiable en la nube, hemos sido capaces de mantener el rumbo en este punto de nuestro proyecto para asegurar que estaremos listos para brindar ciencia de alto impacto a nuestra comunidad cuando el telescopio, la cámara y el sistema de datos estén listos en los próximos años. LSST es un único experimento que recopila datos sobre el sistema solar, estrellas variables y en explosión, las estrellas que componen nuestra Vía Láctea, y la misma expansión del Universo”.

“Los avances que hemos visto en astronomía apuntan a un creciente apetito por los datos que sólo pueden ser respaldados por una nube a gran escala y velocidad” dijo Mike Daniels, vicepresidente de Global Sector Public de Google Cloud. “Al colaborar con Google Cloud, el  Observatorio Rubin puede incorporar mayor flexibilidad para la creciente demanda de datos astronómicos, mientras aprovecha un almacenamiento de datos en la nube a bajo costo. Esto significa que Rubin puede utilizar más fondos para los descubrimientos, en vez de destinarlos a  IT”.

En tiempo real

Debido a que el conjunto de datos de LSST será demasiado grande para ser descargado y almacenado localmente, los astrónomos accederán a los datos a través de la plataforma científica de Rubin basada en un navegador o browser. La misma plataforma será implementada en el IDF alojado en Google Cloud. Con este nivel de acceso, la plataforma entregará a la comunidad de usuarios del observatorio una previsualización de datos astronómicos y la capacidad de experimentar datos similares a LSST en un entorno de análisis en tiempo real. El IDF también se utilizará para implementar las pipelines científicas de Rubin, que convertirá los datos en pixeles a una base de datos de estrellas y galaxias. Esto proporcionará una primera prueba de pipelines a gran escala.

El Observatorio Rubin utilizará el almacenamiento de Google Cloud, Kubernetes Engine y Google Cloud Compute como base para el proyecto IDF. Google Workspace permitirá la productividad y la colaboración entre sus científicos y miembros del equipo. Google Cloud IDF también es escalable para respuestas al uso, lo que será fundamental cuando los miembros de la comunidad científica de Rubin comiencen a acceder a la instalación de datos a finales de 2021.

El apoyo financiero para el Observatorio Rubin proviene de la Fundación Nacional de Ciencias de EE. UU., el Departamento de Energía de EE. UU. y fondos privados recaudados por LSST Corporation.

Entusiasta seguidor de la tecnología y las innovaciones que cambian el mundo. Director Editorial y COO en The HAP Group.