fbpx
Top
5G

Las redes 5G se expanden a pesar del COVID-19

Es consenso entre expertos que el avance de las redes 5G, en conexiones y despliegues, continúa a pesar de la consecuente desaceleración económica tras la pandemia por COVID-19.

 

Según Allied Market Research, el mercado global de las redes 5G que hoy suma negocios por 5,6 mil millones de dólares, alcanzará los 668 mil millones en 2026, registrando un crecimiento interanual superior al 122% entre 2021 y 2026. La región de Asia-Pacífico sería el mayor motor de la escalada, con 2.2 mil millones de dólares en 2020, que pueden crecer hasta los 330 mil millones en 2026, registrando una tasa de crecimiento por el orden del 130% durante el período proyectado.

El avance de la tecnología 5G en conexiones y despliegues continúa a pesar de la pandemia por COVID-19 y la consiguiente desaceleración económica, según 5G Américas, la asociación de la industria y la voz de la 5G y LTE para América. Basados en datos de Omdia, al 1T 2020, ya había más de 63,6 millones de conexiones 5G mundialmente en el primer semestre de 2020, lo que representa un crecimiento del 308.66% respecto del 4T 2019.

Chris Pearson, Presidente de 5G Américas, dijo: “Mundialmente, 5G continúa siendo la generación de tecnología inalámbrica celular más veloz de la historia, incluso en medio de la pandemia que azota al mundo. En América del Norte, estamos viendo un aumento fuerte y consistente de nuevos suscriptores a las redes 5G al tiempo que se lanzaron nuevos dispositivos que pueden aprovechar las frecuencias de ondas de bandas bajas y milimétricas. Al mismo tiempo, se están sumando nuevas capacidades de red.”

En el mundo, actualmente existen 82 redes 5G comerciales, una cifra que se multiplicaría por más de dos para ubicarse en 206 al término de 2020, según datos de TeleGeography. Además, ya hay más de 100 modelos de dispositivos 5G comerciales disponibles en el mundo, según el informe Ericsson Mobility June 2020, con un respaldo creciente para las bandas de frecuencias bajas, medias y milimétricas (mmWave).

Latinoamérica pierde el ritmo en la adopción de 5G

Pese a la fortaleza global dada por la cantidad de despliegues de las redes 5G, comienzan a surgir diferencias regionales debido a los impactos localizados de la pandemia por COVID-19. Según José Otero, vicepresidente para América Latina y el Caribe de 5G Américas: “El impacto de COVID-19 finalmente se está sintiendo en la industria de las telecomunicaciones de América Latina y el Caribe. La reducción en las remesas que llegan desde Europa y América del Norte sumada a los cierres obligatorios impuestos por muchos gobiernos regionales redujo el poder adquisitivo de un gran porcentaje de la población”.

En el nivel regional, al término del 1T 2020, América del Norte tenía 1,18 millones de conexiones 5G y 494 millones de conexiones LTE. Esto significaba un crecimiento del 100% en 5G, una ganancia de 591.000 conexiones 5G durante el trimestre y un crecimiento del 2,34% para LTE, aumentando 11,3 millones de conexiones LTE durante el trimestre. Para América Latina y el Caribe, el T1 2020 vio 3.004 suscripciones 5G (142.85% de crecimiento del T4 2019 al T1 2020) y 372 millones de suscripciones LTE (3% del T4 2019 al T1 2020), respectivamente.

Hacia el futuro, Omdia proyecta que las conexiones 5G alcanzarán 238 millones en el mundo para fines de 2020, de las cuales América del Norte representará 10 millones de conexiones. Según Kristin Paulin, Analista Senior de Omdia: “Prevemos que el crecimiento aumentará en el segundo semestre del año, luego de la liberación de los confinamientos, además de la continua expansión de las redes 5G y la disponibilidad de más dispositivos 5G”.

América Latina y el Caribe representará 270.000 conexiones adicionales para fin de año. Las conexiones mundiales a LTE de 4G permanecen fuertes y se prevé que alcancen los 5.700 millones, de los cuales 506 millones (4.8% de crecimiento anual) provendrán de América del Norte y 404 millones (11.8% de crecimiento anual) corresponderán a América Latina y el Caribe.

Para minimizar el impacto de la pandemia, algunos gobiernos de América Latina y el Caribe han realizado ajustes a los impuestos y términos de los servicios de comunicaciones. Además, Otero afirma que “la falta de dispositivos ocasionada por obstáculos globales de logística redundó en un crecimiento negativo de la cantidad de suscriptores y una menor adopción de tecnologías más nuevas. Se prevé que hasta tanto se normalice la situación, se demorarán todos los procesos de asignación de espectro, y no se lanzarán nuevas redes durante este período”.

América Latina contaba con una penetración móvil de 109 suscriptores por cada 100 habitantes para finales de 2019, según estimaciones de 5G Américas basadas en datos de reguladores y la UIT. Con servicios de banda ancha móvil, UMTS/HSPA y LTE, en todos los mercados; según la investigación, 14 cuentan con redes LTE en espectro AWS (1700-2100 MHz), 10 desplegaron redes de banda ancha móvil en espectro de 2,5 GHz y 12 cuentan con redes 4G LTE en espectro de 700 MHz.

Operadoras tienen claras las oportunidades

En el informe titulado Las Telecomunicaciones y la Computación en el Borde de la Red: ¿Oportunidad, Amenaza o Distracción?, Omdia, anteriormente Ovum, revela que el crecimiento de la computación en el borde de la red, apalancado en 5G, podría generar nuevas oportunidades de ingresos para los operadores.

Indican los analistas que los operadores de telefonía fija y móvil pueden crear una plataforma para el desarrollo de servicios en el borde de la red y reducir considerablemente los costos por medio de combinar las redes de torres de telefonía móvil con oficinas centrales y puntos de agregación como los centros de datos en el borde de la red.

“El crecimiento en el borde de la red ofrece nuevas oportunidades para que los proveedores de telecomunicaciones desarrollen nuevos servicios relacionados con la red 5G, el Internet de las Cosas (IoT) y otras tecnologías innovadoras”, dijo Gary Niederpruem, Director Ejecutivo de Estrategia y Desarrollo de Vertiv. “Los operadores necesitarán socios con alcance internacional, así como una amplia variedad de soluciones y servicios que los apoyen en su viaje por el borde de la red”, agregó Niederpruem.

Además, el informe de Omdia revela que el crecimiento del borde de la red debería abrir nuevas áreas de competencia; un 36% de los encuestados cree que los operadores de red serán los más importantes en la creación de nuevos ingresos por servicios a partir del borde de la red. Los desarrolladores de aplicaciones (30%) y los proveedores de nube pública (25%) también se consideran como protagonistas clave.

La ruta 5G en América Latina

Para Héctor Silva, CTO y Líder de Ventas de Ciena para Latinoamérica, entre las operadoras de telecomunicaciones en la región existen tres estadios en la ruta hacia la transformación que supone la tecnología 5G.

Una primera tendencia apunta a la evolución de las redes metropolitanas y el backhold. “Esto implica el lanzamiento de arquitecturas mucho más distribuidas, a diferencia de los que tenemos en 3G o 4G, donde está mucho más centralizado todo lo que tiene que ver con el acceso”, agrega Silva.

Las empresas de telecomunicaciones que afrontan esta fase del desafío están en la búsqueda de la flexibilidad de una arquitectura multi proveedor que les permita tener las mejores soluciones de radio, agregación y para el core virtualizado móvil. “No todos los componentes de valor en la modernización tienen que ser de un mismo tipo o de un mismo fabricante”, señala Silva.

Otro componente de esta etapa evolutiva es alcanzar una infraestructura programable. “Que a través del software se puedan tener beneficios de la plataforma, sin componentes estáticos a nivel de ancho de banda y de performance, y que puedan ser modificables a través de software”, dice Silva.

Luego de tener la infraestructura de acceso y metro con características como las anteriores, deviene el paso de hacer convergentes las redes y la arquitectura de datos. Tradicionalmente, los sistemas que manejaban las redes de telecomunicaciones tendían a estar segmentados en silos, con diferentes sistemas para diferentes capas o marcas. Todos estos procesos, y no solo en Latinoamérica, tendían a ser manuales. Los sistemas de TI frente a lo que está en la red, no necesariamente están en sincronía.

“Lo que se está proponiendo en una segunda fase de esta ruta a 5G son las soluciones que llamamos BluePlanet que en general abarcan todo lo que es la convergencia de IT con networking para agilizar los procesos de planeación, puesta en servicio y monitoreo dentro de las arquitecturas 5G”, destaca Silva.

Lo anterior supone la reducción de silos para terminar haciendo la operación más ágil, reducir OPEX, y ser más proactivos. Por ejemplo, poder programar acciones correctivas antes de que llegar un punto más reactivo donde el OPEX se acelere.

Y el tercer estadio en esta ruta evolutiva hacia las redes 5G es la monetización. Más allá de que 5G vaya a tener beneficios para el usuario final, como pueden ser 100 veces más velocidad de la que hoy disfrutamos en el acceso a Internet o en la red móvil, o 1000 veces el ancho de banda, el descenso de la latencia o la variedad de dispositivos conectados supone que los operadores estén interesados en 5G es porque habilita la monetización de nuevos casos y mayores ingresos.

“Se espera que 5G sea la infraestructura estándar para todos los servicios de nueva generación. Estamos hablando de VR y VA y todas las aplicaciones que puedan surgir. Pero es precisamente el cómo permitirle al operador monetizar mejor, lo que nos lleva a pensar en oportunidades como las redes e infraestructuras como servicio, IaaS Networks as a Service, que hoy son posibles gracias a herramientas que combinan el software y el hardware programables, que permite abstraer hacia terceros todos los productos que como operador tienen en la red.

Los operadores que construyen infraestructura para las redes 5G, que es muy intensa en la cantidad de fibra óptica, pueden explorar la opción monetizar o revender capacidades a terceros.  “En vez de que cada operador de redes móviles tenga que construir su propia infraestructura, y tender más fibra de forma independiente, podrían crear sinergias en localidades que ya son ricas en fibra. A lo mejor a través de este esquema de Infraestructura as a service, o en la reventa de esta infraestructura virtualmente dedicada a un operador móvil para que pueda prestar otro tipo de servicios de 5G”, termina comentando Silva.

proceso de ventas

Los más rápidos en las redes 5G

La primera en estar a la vanguardia 5G suele ser la industria financiera. “A nivel de consumo de servicios de nueva generación, siempre están impulsando por mecanismos que obviamente 5G va a garantizar: baja latencia o muy alta seguridad. Hemos tenido mucho éxito en la interconexión de data centers, y de éstos con los usuarios a través de una red móvil súper segura y rápida. Esto habilita velocidad y rapidez en las transacciones entre entidades financieras, o implementaciones de medios de pago móviles”.

Destaca Silva, que la industria del gamming es otra de los grandes verticales que estarán impulsando servicios 5G. “Allí la latencia es un factor fundamental para que los jugadores conectados lo puedan ver en tiempo real”.

Por otra parte, todo lo que es el EDGE cloud computing, trae más cerca del usuario no solamente el tema del storage de los datos, sino también del acceso más cercano a los centros de datos. Y esto también es un catalizador para la modernización de la red.

Otra industria que comenzará a explotar las capacidades del 5G es la industria de la salud. “Hablando de llevar a comunidades remotas, donde no hay ciertos especialistas, la posibilidad de hacer llegar expertos en procesos sofisticados a pacientes que, a través de la automatización y este tipo de conectividad, se puedan realizar operaciones y procedimientos de forma remota, pero con una red que pueda cumplir con los requisitos de la latencia garantizada por estas tecnologías”, destaca Silva

Las organizaciones de gobierno también tienen cosas que aportar en servicios 5G de alta disponibilidad. “Esto lo podemos ver que cuando hay un terremoto en una ciudad como México. Lo primero que sabes es que se dificulta el poder hablar por teléfono, porque se sobre cargan las líneas. Entonces, hoy con la red 4G, los servicios de emergencia no podrían habilitar canales de servicio de alta disponibilidad en caso de contingencia pública”.

Estos casos de uso para el gobierno con tecnología 5G se basa en la capacidad de explotar rebanadas, o network slices, con esos SLA garantizados a través de la red móvil de extremo a extremo con tecnología 5G. “Sólo así, los operadores pueden decir: para esta vertical de gobierno vamos a asignar un SLA garantizado independientemente de lo que suceda con el resto de la red. Allí es donde entran las tecnologías de orquestación a través del software”, termina por decir Héctor Silva, CTO y Líder de Ventas de Ciena para Latinoamérica.

Entusiasta seguidor de la tecnología y las innovaciones que cambian el mundo. Director Editorial y COO en The HAP Group.