fbpx
Top

No tienes que ser Google o Facebook para tener la grandeza de sus data center

Piensa en las economías de escala … ¡Ahora imagina las economías de hiperescala! Es suficiente para que una empresa promedio llore: ¿qué posibilidades hay de competir en un mercado dominado por los gigantes como Google o Facebook?

Por: Lionel Snell, Editor, NetEvents.

 

Brad Casemore, Vicepresidente de Investigación en Datacenter Networks de IDC tiene noticias tranquilizadoras. Sí, los hiperescaladores como Google o Facebook han tomado la iniciativa, la comunidad de proveedores está aprovechando la oportunidad de reempaquetar tecnología similar para un mercado mucho más grande y, en última instancia, más lucrativo. Los mismos vendedores que ayudaron a los gigantes a desarrollar sus soluciones avanzadas ahora ofrecen versiones de la misma tecnología a precios más favorables. La grandeza del centro de datos, simple por fuera, muy inteligente por dentro, ahora puede ser tuya.

Eso es bueno saberlo. Pero, según Brad, no solo es agradable, sino absolutamente crítico: “No es una opción, es algo que [las empresas] deben hacer. Tener aplicaciones significativas para la infraestructura de los centros de datos y sus redes, porque normalmente, deben modernizarse. Se trata de actualizar arquitecturas muy tradicionales y anticuadas. Y es que sus modelos operativos han quedado obsoletos”.

“La grandeza del centro de datos, simple por fuera, muy inteligente por dentro, ahora puede ser tuya”.

Brad describe algunos de los diferenciadores clave. Los hiperescaladores como Google o Facebook, “ven la nube no solo como un destino para las cargas de trabajo, sino que tienen sus propios principios operativos. Han podido hacer cosas a una escala sin precedentes y con una agilidad sin precedentes”. Por ejemplo, los hipercaleradores han utilizado la automatización integral; han sido pioneros en los principios de redes definidas por software (SDN); han hecho un uso muy eficiente de arquitecturas escalables, análisis en tiempo real y telemetría de transmisión.

“Esto les ha permitido pasar de un enfoque reactivo a uno proactivo en sus redes. No se trata solo de remediar problemas, se trata de poder planificar las eventualidades y tener un enfoque proactivo. Han hecho parte de esto al tener las abstracciones correctas y al usar la desagregación, para que puedan innovar a gran velocidad en una superposición, en la capa subyacente, en el software, en el hardware. Pueden desacoplarlos y moverse muy rápidamente”.

LEER TAMBIÉN: Centros de datos: aquí las 5 principales tendencias para 2020

Para Kevin Deierling, vicepresidente de marketing en Mellanox Technologies, las empresas tradicionales que deben avanzar hacia un modelo en la nube, “tienen una pila de protocolM protocolos realmente estrecha y hacen un montón de automatización y monitoreo”.

Mansour Karam, CEO y Fundador, Apstra, tiene una nota de precaución: “Los entornos empresariales son de alguna manera mucho más complejos que su nube pública. La nube pública tiene un conjunto de aplicaciones bastante limitadas: solo están creando un producto para sí mismas. Mientras que cada entorno empresarial es bastante diferente, con mezclas de aplicaciones modernas, nativas de la nube y entornos heredados. Entonces, el desafío está realmente en construir un producto que destile los beneficios que la automatización brinda a los proveedores de la nube pública, pero en un paquete que tenga en cuenta las complejidades de los entornos empresariales”.

“¿Cómo presentamos una experiencia de Amazon o una experiencia de Azure o una experiencia de Google Cloud en las instalaciones de la empresa tradicional?”

Eso requiere una arquitectura extensible, porque para la empresa debe poder adaptarse a múltiples dominios, en lugar de someterse a una topología específica. La tarea de los hiperescaladores es más simple, porque solo tienen un tipo de red diseñada en lugar de la variedad de redes y dominios en el entorno empresarial.

Kyle Forster es el fundador de Big Switch Networks, una compañía que tiene como objetivo emular on premises la experiencia completa de la nube pública. Entorno al aumento en la popularidad de las nubes privadas virtuales de Amazon (VPC) en lugar de las LAN virtuales de Cisco, por ejemplo, señaña: “¿Cómo presentamos una experiencia de Amazon o una experiencia de Azure o una experiencia de Google Cloud en las instalaciones de la empresa tradicional? … Cuando alguien usa un template en la nube de AWS, puede usar exactamente las mismas secciones de red en ese mismo template en la nube privada. Esto de repente hace que toda la integración nativa de la nube sea realmente fácil”.

LEER TAMBIÉN: Redefinir la naturaleza de los centros de datos con aplicaciones

Mike Capuana, Director de Marketing en Pluribus Networks enfatiza también el movimiento de centros de datos masivos hacia un modelo más distribuido que acerca la informática al cliente. “Estamos viendo tendencias en torno a la distribución de centros de datos … moviéndose hacia una distribución mucho más alta de los centros de datos por el vecindario. ¿Cómo se construye una automatización que sea rentable y escalable en un entorno más distribuido? Un gran centro de datos implementa servidores externos para la administración, para controlar la virtualización de red definida por software y para análisis, pero en un pequeño centro de datos es más de un problema. Por lo tanto, compañías como Edgecore, Dell EMC, Mellanox están incorporando potentes procesadores, RAM y unidades flash en sus conmutadores.

“En conclusión, debe decirse que la enorme brecha tecnológica entre los operadores hiperescala y la empresa promedio está comenzando a reducirse”.

La desagregación o el desacoplamiento de hardware y software es un factor clave, que hace posible que las compañías más pequeñas aprovechen el código abierto disponible y eviten el bloqueo del proveedor. Mansour Karam ofrece un consejo a las organizaciones que están transformando sus infraestructuras: “No comience eligiendo como socio estratégico al proveedor de hardware con el que ha estado trabajando durante los últimos 20 años. Eso restringiría sus elecciones dramáticamente. Te encerrarán en una solución totalmente integrada que no es la mejor de su clase, una que te ralentizará y no satisfará las necesidades de tu negocio. Gartner ha demostrado que las iniciativas digitales tienen tres veces más probabilidades de fracasar si fallas en la transformación de la infraestructura”. Kevin Deierling está de acuerdo: “No es como en Cisco donde se juntan el hardware y el software. Si alguien ofrece un hardware mejor, ve a comprarlo. Si desea utilizar el software que desee, puede hacerlo. Toda esa noción de red abierta es realmente poderosa”.

Brad Casemore llama la atención sobre la importancia de la visibilidad generalizada en tiempo real en toda la red. Mellanox, por ejemplo, se enfoca fuertemente en la infraestructura de bajo nivel para datos analíticos, según Deierling: “Tenemos una herramienta llamada What Just Happened, WJH”. Cuando hay un problema y los usuarios comienzan a quejarse, WJH retiene todos los datos, por lo que puede estar seguro de que no se trata de la red, sino de algún nodo específico o base de datos que arroja grandes cantidades de datos. En Mellanox hablan de “reducir el tiempo medio a la inocencia”.

En conclusión, debe decirse que la enorme brecha tecnológica entre los operadores hiperescala y la empresa promedio está comenzando a reducirse.

Los proveedores como VMware, Arista, Dell EMC, Mellanox, Pluribus, Big Switch, Apstra, algunos de los cuales estuvieron estrechamente involucrados con el desarrollo original de la tecnología hiperescala, son conscientes del enorme potencial de un mercado empresarial más amplio. Están compitiendo y colaborando para ofrecer el tipo de rendimiento y confiabilidad de red que realmente se necesita para sobrevivir en el entorno empresarial actual. Mire lo que está disponible, concéntrese en las redes abiertas y evite el bloqueo del proveedor, y espere cambios acelerados en los centros de datos empresariales en 2020 y más allá.

Entusiasta seguidor de la tecnología y las innovaciones que cambian el mundo. Director Editorial y COO en The HAP Group.