fbpx
1
DHL
 

DHL inviertirá 2.000 millones de euros en su transformación digital

“Estrategia 2025” es la respuesta de DHL a las tendencias futuras clave: globalización, digitalización, sostenibilidad y e-commerce.

DHL Group asume el desafío soportar logísticamente el negocio digital como el foco de su estrategia de crecimiento hasta 2025. De esta manera, la empresa se centrará aún más en aprovechar el potencial de crecimiento rentable a largo plazo que sigue existiendo en sus actividades principales en el campo de la logística. Además, intensificará la transformación digital del Grupo iniciada ya en todas las divisiones.

DHL gastará unos 2.000 millones de euros en digitalización. Se espera que estas inversiones generen una tasa anual de proyección de beneficios de al menos 1.500 millones de euros para 2025.

“Estamos convencidos de que en el futuro el crecimiento vendrá de la priorización de nuestras actividades rentables en el negocio principal logístico, y la digitalización se convertirá en nuestro mejor recurso”, afirmó Frank Appel, CEO de Deutsche Post DHL Group, durante la presentación de la «Estrategia 2025” en Frankfurt am Main. “No tenemos que reinventarnos, sino que vamos a digitalizarnos”.

Aprovechar las oportunidades de la digitalización

DHL Group reafirmó cuatro tendencias que marcan la logística de los últimos años y que seguirán siendo determinantes en el futuro: globalización, e-commerce, digitalización y sostenibilidad. La «Estrategia 2025» es la respuesta a estos temas y constituye el siguiente paso lógico a dar desde la estrategia anterior.

El propósito sigue siendo conectar a las personas y aportar una mejora en sus vidas facilitando el comercio y contribuyendo al crecimiento empresarial.

Dado que el Grupo dispone de una cartera logística diversificada estratégicamente, cada una de sus cinco divisiones, Post & Parcel Alemania (P&P) – transporte, clasificación, entrega de documentos y mercancías y negocio de exportación desde Alemania- ; Express – servicio Time Definite International (TDI) para entregas transnacionales de paquetes y documentos urgentes-; Global Forwarding, Freight (DGFF) – transporte internacional AirFreight, Ocean Freight, Road Freight, aduanas, almacenamiento y el aseguramiento de la carga-; Supply Chain – almacenamiento y transporte de productos en torno a la logística de servicios -; y eCommerce Solutions – entrega de paquetería nacional de última milla – , ha establecido su propio rumbo en función de su actividad principal.

En combinación con los motores del crecimiento específicos de cada división, esto constituye la base para establecer una clara priorización estratégica en las divisiones, lo que permitirá a cada una de ellas lograr dentro de su segmento unos márgenes líderes en el mercado.

Las divisiones se benefician de las oportunidades de crecimiento dinámico para sus soluciones a lo largo de toda la cadena de valor logística, desde la logística de entrada hasta la ejecución, entrega y devoluciones. “Somos la única empresa capaz de ofrecer elementos individuales, así como la totalidad de la cadena de suministro para e-commerce a nivel global. Ese es nuestro diferenciador esencial”, apunta Frank Appel.

Una mejor experiencia al cliente

Además de centrarse en el negocio rentable, la compañía ve la digitalización sistemática en todos sus negocios como un elemento que le permite lograr un avance significativo, razón por la que acelerará el ritmo de transformación digital introducido ya dentro del grupo.

Para 2025, el Grupo habrá invertido aproximadamente 2.000 millones de euros en iniciativas concebidas para maximizar la experiencia tanto del cliente como del empleado al tiempo que mejora la excelencia operativa. Modernizará de manera exhaustiva sus sistemas informáticos integrando nuevas tecnologías, ofreciendo a sus empleados cursos de formación avanzados específicos para que puedan usar dichas tecnologías y mejorar así constantemente sus servicios, procesos y estándares.

La eficiencia mejorará gracias al aumento del nivel de automatización y la mejora de los procesos de transacciones, por ejemplo, con la automatización de los almacenes y los programas de robótica. Se aplicará en numerosos ámbitos la analítica de datos, por ejemplo, para facilitar la optimización del routing mediante algoritmos avanzados, la predicción de volúmenes operativos y, en consecuencia, la planificación optimizada de los recursos.

“Y más adelante, aglutinaremos nuestras capacidades tecnológicas como Grupo en centros de excelencia globales. En ellos desarrollaremos de manera centralizada tecnologías clave como el Internet de las Cosas (IoT), para luego ofrecerlas a nuestras divisiones. De este modo, podremos aprovechar la fuerza del Grupo para avanzar en nuestro proceso de digitalización”, explicó Frank Appel.

Adolfo Manaure

Entusiasta seguidor de la tecnología y las innovaciones que cambian el mundo. Director Editorial y COO en The HAP Group.
PC WORLD PUBLICIDAD